Clicky

Qué es la Oración

Qué es la Oración

 
Estás aquí: La Perspectiva Mundial >> Qué es la Oración

Página extraída de Carta a una Nación Cristiana: Contrapunto, Por R.C. Metcalf. Para más información visite www.ThinkAgain.us.

¿Qué es la Oración?
Usted tiene la tendencia a mofarse de la sugerencia de que Dios puede en realidad contestar las oraciones de Su pueblo. Usted escribe:

    ¿Qué estaba haciendo Dios cuando Katrina devastó su ciudad? Seguramente Él escuchó las oraciones de aquellos hombres y mujeres ancianos que huyeron de las crecientes aguas a la seguridad de sus áticos, sólo para ser ahogados lentamente allí. Estas eran personas de fe. Esos eran buenos hombres y mujeres que habían orado toda la vida. ¿Tiene usted el coraje de admitir lo obvio? Estas pobres personas murieron hablándole a un amigo imaginario.67
Richard Dawkins también se deleita en enfatizar la impotencia de la oración. Él afirma que Francis Galton, el primo de Charles Darwin, hizo el primer intento de analizar científicamente si la oración tenía o no un efecto real. "Él notó que cada domingo, en las iglesias en toda Inglaterra, congregaciones enteras oraban públicamente por la salud de la familia real. Por lo tanto, ¿no deberían ellos ser inusualmente saludables, comparados con el resto de nosotros?” Galton descubrió que, estadísticamente, no existía ninguna diferencia entre la salud de la familia real y la salud del resto de Inglaterra.

Deberíamos también notar que Francis Galton acuñó el término eugenesia, el cual fue utilizado prominentemente en la retórica de la Alemania nazi. Galton escribió:
    Deseamos enormemente un instante para expresar la ciencia del mejoramiento de la estirpe, la cual de ninguna manera está limitada a preguntas de apareamiento acertado, pero que, especialmente en el caso del hombre, requiere del conocimiento de todas las influencias que tienden, en cualquier grado remoto, a darle a las razas o variedades de sangre más aptas, una mejor oportunidad que la que de otra manera podrían haber tenido, de predominar rápidamente sobre las menos aptas. La palabra eugenesia podría expresar la idea suficientemente.68
Aunque la iniciativa de Galston en el fracasado campo de la eugenesia no tiene impacto en la validez de su estudio de la oración, el lector puede encontrar la nota de arriba interesante, considerando su inmenso impacto sobre los eventos de la Segunda Guerra Mundial.

Richard Dawkins describe un estudio patrocinado por la Fundación Templeton designado a comprobar experimentalmente el efecto de la oración sobre pacientes cardíacos. Ellos ejecutaron un estudio ciego doble utilizando más de 1800 pacientes, "todos los cuales recibieron cirugía coronaria de bypass."
    Los pacientes fueron divididos en tres grupos. El Primer Grupo recibió oraciones y no lo supo. El Segundo Grupo (el grupo control) no recibió oraciones y no lo supo. El Tercer Grupo recibió oraciones y lo supo. La comparación entre los Grupos Uno y Dos busca probar la eficacia de la oración de intercesión. El Grupo Tres busca probar los posibles efectos psicosomáticos de saber que se está orando por uno.69
Miembros provenientes de tres iglesias diferentes, todas situadas a cientos de millas de los sujetos de sus oraciones, recibieron cada uno el primer nombre y la inicial del apellido de cada uno de los pacientes por los que iban a orar, y se les dijo que incluyeran la frase ‘por una cirugía exitosa, con una recuperación rápida y saludable sin complicaciones.´ El estudio no arrojó ninguna diferencia entre los grupos que recibieron las oraciones y el grupo que no recibió oraciones.

Qué es la Oración - Oración Efectiva
¿Puede tal experimento tener algún defecto real? ¿Cuáles son los prerrequisitos de la oración aceptable desde la perspectiva de Dios? El eminente teólogo de Princeton, de finales del siglo XIX, Charles Hodge, ofrece siete criterios.

  1. Sinceridad - "Dios es un Espíritu. Él examina los corazones. . . A Él no se le puede engañar ni burlar. . . .Todo el mundo debe reconocer. . . con relación a las multitudes quienes, en lugares de adoración pública, repiten las formas solemnes de devoción o profesan unirse a aquellos quienes las pronuncian, sin ninguna emoción correspondiente, el servicio es poco más que una burla."

  2. Reverencia - "Nada es más característico de las oraciones registradas en la Biblia, que el espíritu de reverencia que las impregna."

  3. Humildad - "Esto incluye, primero, el debido sentido de nuestra. . .suciedad ante los ojos de Dios como pecadores."

  4. Importunidad - "Dios nos trata como un sabio benefactor. Él requiere que apreciemos el valor de las bendiciones que pedimos, y que manifestemos un fervor propio del deseo. Si un hombre ruega por su propia vida, o por la vida de un ser querido, no hay manera de reprimir su importunidad."

  5. Sumisión - "Todo hombre que debidamente aprecie su relación con Dios, estará dispuesto a decir, sin importar su petición, ‘Señor, no se haga mi voluntad, sino la Tuya.´"

  6. Fe - "Tenemos que creer. (a) Que Dios es. (b) Que Él es capaz de oír y contestar nuestras oraciones. (c) Que Él está dispuesto a contestarlas. (d) Que Él verdaderamente las contestará, si son consistentes con Sus sabios propósitos y por nuestro propio bien."

  7. Pedir en el nombre de Cristo - "Nuestro Señor le dijo a Sus discípulos ‘Hasta ahora no habéis pedido nada en mi nombre: Pedid, y recibiréis.´70 Actuar en el nombre de alguien es a menudo actuar por su autoridad, y en el ejercicio de su poder. . . .Cuando uno pide un favor en el nombre de otro, el significado simple es, por amor a él. Respeto por la persona en cuyo nombre se solicita el favor, se cuenta como la base sobre la cual será concedido."71
¿Cuánta sinceridad involucra para mucha gente el repetir la misma línea una y otra vez? ¿Cuán importunas fueron las oraciones de los miembros, cuando ellos ni siquiera sabían los apellidos de aquellos por quienes estaban orando? La oración, por su naturaleza, es una experiencia muy personal. El intento de analizar estadísticamente la efectividad de la oración está destinado al fracaso desde el principio. Demasiados factores yacen más allá del control de la experimentación científica.

Usted parece encontrar desmesurado el que Dios "pueda interesarse en algo tan trivial como el matrimonio entre gays o el nombre que utilizamos para dirigirnos a Él en oración. . .”72 Pero, suponga que usted toma una curso en el cual una parte significativa de la nota depende de la participación en clase. Digamos que cincuenta personas toman el curso, y el profesor hace preguntas de individuos específicos que conducen a discusiones cortas en la clase. El profesor tiene un sistema de hacer diez preguntas por clase, a varias personas al azar, y calificar sus respuestas. Discusiones cortas siguen a cada pregunta, y usted participa ávidamente. Sin embargo, usted no sabe que las notas están basadas en las respuestas iniciales. Peor aún, usted no sabe que el profesor tiene su nombre equivocado en su libro de calificaciones en lugar de Sam Harris, ¡él tiene Saúl Morris! Cada vez que él le dirige una pregunta a Saúl Morris, nadie responde. Usted supone que ese tipo debe haber dejado el curso hace semanas. Desafortunadamente, cuando dan las notas, usted difícilmente pensará que es trivial que el profesor haya equivocado su nombre.

La oración no es un parloteo sin sentido con un "amigo imaginario," como usted supone. La participación activa de Dios en la vida de un cristiano se vuelve más aparente a través de la vida de ese cristiano. "La voluntad final de Dios no cambia, pero la manera en la que elije llevar a cabo Su voluntad depende de las oraciones de sus hijos"73 Las oraciones verdaderamente sí parecen cambiar el curso aparente de los eventos en las vidas de los creyentes. ¿Significa esto que Dios cambia Su manera de pensar? No. Más bien, Él está consciente de los cambios que tienen lugar, y de sus efectos, antes de que ocurran. Ellos sólo nos parecen cambios porque no tenemos Su perspectiva omnisciente.

¡Siga Leyendo!

Lea Página 1 de Carta a Una Nación Cristiana: Una Respuesta.

Notas de pie de Página:
67 Sam Harris, p. 52.
68 Francis Galton, Inquiries into human faculty and its development (London: Macmillan, 1883): 17, fn1.
69 Richard Dawkins, The God Delusion, p. 63.
70 Juan 16:24. Ver también Juan 15:16 y Juan 14:13.
71 Charles Hodge, Systematic Theology: Volume III (Hendrickson, 2003), p. 701-704. 72 Sam Harris, p. 55.
73 Walter A. Elwell, Ed. Evangelical Dictionary of Theology (Baker Booka: Grand Rapids, 1984), p. 867. Ver también Juan 1:12 y 1ra de Juan 3:1.



¿Te gusta esta información? Puedes ayudarnos a compartirla con otros usando los botones que verás a continuación. ¿Qué es esto?





Síguenos:




English  
Social Media
Síguenos:

Compártenos:


Temas Populares

Cristianismo versus Ciencia
El Legado de Epicuro
Creencia Ateísta
Encontrando a Dios
Enseñanzas de Jesús
Tergiversando las Palabras de Jesús
Inspiración Bíblica
Doctrina del Pecado Original
Sufrimiento Humano
Contenido Adicional para Explorar...

¿Existe Dios Científicamente?
¿Existe Dios Filosóficamente?
¿Es verdadera la Biblia?
¿Quién es Dios?
¿Quién es Jesús?
¿En qué crees?
¿Cómo Puedo Crecer con Dios?
Desafíos de Vida
Restauración
 
 
 
Búsqueda
 
Add Qué es la Oración to My Google!
Add Qué es la Oración to My Yahoo!
XML Feed: Qué es la Oración


La Perspectiva Mundial Inicio | Acerca de Nosotros | Mapa del Sitio
Derechos de Autor © 2002 - 2016 AllAboutWorldview.org, Todos los Derechos Reservados.